Si de terroristas se trata

En días pasados (15 y 16 de enero) participé en Miami en reunión de la Comisión Coordinadora de Enlace del Encuentro Nacional Cubano de la que soy parte junto a otros ocho miembros. El 18 rendí homenaje a Martín Luther King en su día participando en la ciudad de San Petersburgo, Florida, de la Parada en su honor, distribuyendo ejemplares de la Declaración Universal de Derechos Humanos. El 19 visité los sitios en Sarasota y Manatti, Florida, que sufrieron los embates de tornados en la madrugada del 17.

Mientras realizaba tales actividades, personas relacionadas conmigo en Cuba, participantes en Foros del Instituto Patmos, feligreses, colaboradores, amigos, vecinos y familiares, eran citados o visitados por la policía política para advertirles lo perjudicial que podría significarles sus vínculos conmigo, invitarles a colaborar con sus servicios secretos o predisponerles en mi contra.  Luego de mi regreso a Cuba algunos de ellos se atrevieron a contarme sobre tales contactos, presiones, acosos y amenazas. Una de las razones, sin argumentos, que mas esgrimía la gestapo cubana era que yo me reunía con terroristas en USA.

El 20 en la tarde visité en su casa en Tampa a Leonardo Delgado, expreso político, quien lleva cinco años de lucha contra el cáncer de pulmón. Le acompañaba Roberto Pisano, uno de sus compañeros de prisión. Sus historias en el presidio histórico cubano son escalofriantes. Esa mañana había recibido mail de Cuba donde se me testificaba de los argumentos que la Seguridad  del Estado ofrecía en mi contra. Escuchando las historias de Pisano y Delgado me resultaba tan ridículo que alguien en Cuba dijese que yo me reunia en USA con terroristas, pues sucedía  justamente lo contrario. Respondí el mail declarando que si acaso tuve algún encuentro con terroristas en USA habría sido en caso de que me hubiese  encontrado sin saberlo con algún agente encubierto de esos cientos que la policía política de Cuba infiltra ilegalmente en USA. Como los involucrados en pulverizar a los cuatro pilotos de Hermanos al Rescate, o de los que se especializan en asesinar sin dejar huellas.

(Foto: con los hermanos Roberto Pisano y Leonardo Delgado)

#SOS #OfensivaContraIglesiasApostolicas en #Cuba

Ha sido un día difícil para las libertades religiosas en Cuba. El templo del Movimiento Apostólico “Fuego y Dinámica”, liderado por el carismático líder Bernardo de Quesada Salomon ( bernardo65@nauta.cu , bernardoquesada@yahoo.com , +5352931429 , +5353135111 , +5332213034 ) ha sido demolido por la policía: https://t.co/RrLwCPcbsp . Otro templo similar en provincia Las Tunas ha corrido igual suerte.

Varios otros sitios de cultos han sido amenazados de actos similares. Desde septiembre de 2013 Yiorvis Bravo Denis, +5352768861 o +5332241111. Al líder religioso Alain Toledano, de Santiago de Cuba, le han advertido lo mismo reiteradamente (en la foto de abajo un enviado del partido comunista le transmite una de las amenazas). El pasado 19 de diciembre en mi cuenta twitter @maritovoz alerté de amenazas a una de estas iglesias en provincia Sancti Spiritus. Esta misma semana al pastor Alexander Matos Rodriguez (+5353221602), en San José de las Lajas, provincia Mayabeque, le fue cortado el servicio eléctrico y le han sido cobradas dos multas por parte del Órgano de la Vivienda, la primera de 1000 CUP, y la segunda, tan reciente como el pasado martes 5 de enero, de 500 CUP, con el valor añadido de la misma amenaza.

Ya en el pasado sitios así han sido confiscados o demolidos a las iglesias bautistas bereanas en provincia Las Tunas, lideradas por el pastor Daniel Josué Pérez Naranjo, +5353137732. En Santiago de Cuba, Reparto José Martí, en junio de 2013, el lugar de reunión del movimiento apostólico liderado por Marco Antonio Perdomo Silva, +5353630754, fue demolido en presencia de la familia que lo habitaba y que incluye a dos pequeños niños (ocupa la foto de portada del informe a violaciones a las libertades religiosas en Cuba que entonces publicó Solidaridad Cristiana Mundial (CSW)).

Todos los grupos y líderes religiosos mencionados se encuentran proscritos a pesar de solicitar durante años su inclusión en la lista del Registro de Asociaciones del Ministerio de Justicia, pero la Oficina de Atención a los Asuntos Religiosos del Comité Central del Partido Comunista de Cuba (PCC) lo impide y ordena actos vandálicos como los denunciados hoy.

Tal vez más cruel que las mismas confiscaciones, demoliciones o negativas a registrar legalmente, sea la pérfida actitud de la Sra. Caridad Diego Bello, Jefa de la referida Oficina, o de sus homólogos en cada sede provincial o municipal del Partido quienes con cierta periodicidad reúnen a los lideres religiosos de grupos registrados legalmente para instigar odios religiosos y captar cómplices que aprueben actos como los de hoy. En reuniones de este tipo celebradas el pasado mes de diciembre en los municipios villaclareños Camajuaní y Remedios varios pastores que asistieron me reportaron este tipo de procedimiento en referencia incluso a mi ministerio, y esto a pesar de que soy pastor en una denominación que posee personalidad jurídica en Cuba desde 1905 (Asociación Convención Bautista de Cuba Occidental). En la reunión convocada en Remedios el Secretario del PCC municipal me calificó de “mercenario” y alegó que yo “había cruzado una raya” en alusión al Foro del Instituto Patmos coauspiciado por una logia masónica el pasado 17 de mayo; me contaron como al menos uno de los pastores presentes objetó contra tal tipo de acusaciones en mi ausencia.

Mientras escribo estas líneas realizo un esfuerzo por trasladarme a Camagüey en un intento de mostrar solidaridad a mi hermano en tribulaciones Bernardo de Quesada Salomon, especialmente al enterarme del arresto de amigos tan valiosos como el periodista Henry Constantin por intentar informar de los desmanes. Quizás tenga que desistir y regresar pues mi esposa me avisa que ella y mis hijas se encuentran rodeadas por la policía como parte de un operativo con la anuncia o por ordenes directas de la Oficina.

Si debido a tal cobarde maniobra no consigo llegar a Camagüey mediante esta denuncia expreso mi solidaridad a Bernardo  y a su grupo “Fuego y Dinámica”. Ante las violaciones a las libertades religiosas de las que hoy han sido blanco mis principios cristianos y bautistas no me permiten otra opción que pronunciarme en su favor.

Aunque en Cuba no le concedan hasta el momento el carácter legal que le corresponde, a nivel internacional Bernardo es un reconocido líder y autor de varios libros que incluyen su tan polémico y temido “En el ojo del huracán” en el cual describe un contexto adverso que en un día como el de hoy ha sido muy tangible, pero por el que deberán responder quienes ahora detentan los poderes político y militar de los que tanto abusan. Y no tardarán en hacerlo, ante los hombres, y ante Dios.

La Argentina que vi

Hace unas semanas tuve la enorme bendición de vivir días históricos en Argentina: el primer debate presidencial, el ballotage, la victoria del Pro, y de Mauricio Macri como presidente. Fue una experiencia inolvidable que en lo personal me transmitió mucho ánimo para continuar adelante con mi sueño de democracia para Cuba. Por si fuera poco, estar cerca y con total acceso a la información me brindó también la posibilidad de seguir minuto a minuto la contundente victoria de la oposición venezolana. De repente nuevas luces comenzaron a brillar desde el cono sur, luces de esperanza que se encienden también para iluminar a Cuba. Regreso a mi isla contagiado de democracia y dispuesto a contagiar en ese espíritu a mis esclavizados coterráneos.

Pero mi experiencia argentina no fueron exclusivamente esos trascendentales episodios políticos. Es una nación muy especial y muy diversa. Me encantará poder narrar a través de pequeños post algunas de las escenas que pude contemplar. ¡La Argentina que vi!

A un año del anuncio

Quiso Dios, quien desde hace dos años y medio me mueve con sus poderosos vientos -que no sabemos de dónde vienen ni sabemos hacia dónde van- que el 17 de diciembre de 2015, justo al cumplirse un año del restablecimiento de relaciones diplomáticas entre los poderes políticos de Cuba y Usa, yo pudiese estar en uno de los epicentros de esta saga: la hermosa aunque amenazada ciudad de Washington DC. Y que ese día mi débil voz de taguayabonense pudiese emitir mi visión en el año de ¨una nueva era¨ a través de la CNN en español. He aquí lo que pudo decir este cubano confesante:

http://cnnespanol.cnn.com/video/exp-cnne-special-mario-lleonart/

Carlos Alberto Montaner y Martin Palous: Dos voces autorizadas que apuestan por el Encuentro Nacional Cubano

En el plano organizativo, los reunidos se limitaron a elegir, por votación libre, una comisión Coordinadora de enlace por un término de seis meses formada por cinco delegados residentes en Cuba: Guillermo Fariñas, Saylí Navarro, Juan Carlos González Leiva, René Gómez Manzano y el Pr. Mario Félix Lleonart; y cuatro del exilio: Guillermo Toledo, Sylvia iriondo, Ana Carbonell y Rosa María Payá. Tomando en cuenta el destacado papel que desempeñó en la preparación y celebración del Encuentro, fue escogido como coordinador el licenciado Guillermo Toledo. La organización de los contactos entre quienes residen en Cuba recayó en el Pr. Mario Félix Lleonart.

En el plano organizativo, los reunidos se limitaron a elegir, por votación libre, una comisión Coordinadora de enlace por un término de seis meses formada por cinco delegados residentes en Cuba: Guillermo Fariñas, Saylí Navarro, Juan Carlos González Leiva, René Gómez Manzano y el Pr. Mario Félix Lleonart; y cuatro del exilio: Guillermo Toledo, Sylvia Iriondo, Ana Carbonell y Rosa María Payá. Tomando en cuenta el destacado papel que desempeñó en la preparación y celebración del Encuentro, fue escogido como coordinador el licenciado Guillermo Toledo. La organización de los contactos entre quienes residen en Cuba recayó en el Pr. Mario Félix Lleonart.

Entre los días 13 y 15 de agosto del 2015 representaciones de veintitrés organizaciones de dentro de Cuba y treinta y dos del exilio se reunieron en San Juan, convocados por Cubanos Unidos de Puerto Rico en lo que fue denominado como el primer Encuentro Nacional Cubano.

Sigue leyendo

Pedro Luis Ferrer y su remedio contra los demonios

Agradezco a 14ymedio la publicación de mi artículo sobre el concierto que el pasado 13 de julio nos regalara el cantautor Pedro Luis Ferrer en la ciudad de Remedios, en Villa Clara:  Hoy el periódico ¨Vanguardia¨ publicó también un artículo de Laura Rodríguez Fuentes, pero sobre el concierto que ofreció un día antes, el domingo 12 en Santa Clara, con foto del colega Francisnet Díaz Rondón. Dada la repercusión que tuvo mi artículo en 14ymedio no puedo menos que también colgarlo en mi blog:

Pedro Luis Ferrer y su remedio contra los demonios

Moemnto en que Pedro Luis recibe las partituras que le obsequiaron

Moemnto en que Pedro Luis recibe las partituras que le obsequiaron

Si bien la celebración del 500 aniversario de la Fundación de la villa de San Juan de los Remedios estuvo en extremo politizada, al menos la noche del 13 de julio fue excepcional. No podía ser de otra manera con el concierto del cantautor Pedro Luis Ferrer, una cita con la buena música y el humor popular que puso punto final a la gira de este excelente músico por la provincia de Villa Clara.

Durante tres horas el colonial teatro Villena se estremeció con los aplausos y los coros motivados por una treintena de canciones sazonadas con la mezcla de picardía y poesía que caracteriza a Ferrer. No faltaron el son, la guaracha, el bolero ni la changüiza. Tampoco quedaron olvidados los ritmos menos conocidos, como aquellos de los negros del Sansari de los que Pedro se apropió cuando apenas era un niño y los escuchaba en el Yaguajay de sus raíces.

Ni un ápice cedió el Gordo a la censura, pues entonó varios de sus temas que han sido blanco de lo que él denomina “la burocracia”. Aclamados por el público se hicieron escuchar las polémicas letras del “Abuelo Paco”, “Cubano ciento por ciento” o “Yo no tanto como él”. Sin hablar de los jacarandosos y tan cubanos deslices en cualquiera de sus canciones. Sus dicharacheras alocuciones lo llevaron a insertar en “La trabazón” la noticia de que “el papa ayuda señores, el papa ayuda a comer, ¡vuelve el papa!”, un estribillo que le mereció tantos vítores.

Si bien el concierto trajo el reencuentro a los remedianos con Pedro Luis, este les regaló también la presentación de la exquisita agrupación de la que se hizo acompañar, en especial su hija Lena Ferrer. La joven sorprendió no solo con la interpretación de canciones de su padre, como la clásica “Mariposa”, sino también con otras composiciones propias. Al cantar “Tiento colibrí”, el público no tuvo dudas de su autenticidad como artista y de que ha heredado lo mejor del talento de su padre.

Aunque nadie quería que la noche terminase, antes de concluir el concierto, Álvaro Arias, director del Museo Casa Natal Alejandro García Caturla, obsequió a Pedro Luis, a nombre de la ciudad, copias de las tres danzas compuestas por ese dilecto hijo de la ciudad. Una deferencia que solo han recibido con anterioridad Leo Brouwer y Frank Fernández.

Aunque el tiempo no alcanzó para que la cantara, varias veces el público le gritó “¡Si no fuera por ti, Pedro!”, para conminarle a entonar tan hermoso tema. ¡En eso Remedios tenía toda la razón!

La acogida de nuestros hermanos en USA

Las iglesias y ministerios en USA, además de medios e instituciones seculares, nos están dando una calurosa acogida.
Mañana 9am participaremos del servicio especial dedicado al Día de la Reforma Protestante que se celebrará 9am en la Iglesia Luterana ¨Príncipe de Paz¨ (6375 West Flager Street, Miami, FL 33144). Fuimos invitados por su pastor Lenier Gallardo, a quien por tantos años escuchamos en Cuba predicando un evangelio liberador a través del programa ¨Ayer, hoy y siempre¨ o por sus famosos sermones de las siete palabras, cada Viernes Santo, a través de WQBA. En este servicio especial el sermón estará a cargo del pastor bautista, también prolifero escritor, periodista e historiador, Marcos Antonio Ramos, y con quien ya tuvimos el honor de compartir en el Miami Dade College.
Luego a las 11am seremos nosotros quienes tendremos la responsabilidad de predicar en la Iglesia Bautista Nueva Jerusalén en 760 SE 8 St en Hialeah, invitados por su pastor Luis Estévez. Ya lo hicimos en Adonai y Mi Ebenezer, invitados por su pastor Moisés Robaina; en Estrella de Belén, invitados por su pastor Javier Sotolongo; en Bethel, invitados por su pastor Gerardo García y en Nazaret, invitados por su pastor Noel Pérez.
También hemos sido invitado a la programación bautista de Multicultural Radio (UNAVISIÓN RADIO), a varios programas de los servicios de ¨Firmes y adelante¨ por 1450 AM; y a la programación de Vida (1080 AM) y Radio Luz por 1360 AM, esta última se oye perfectamente en Cuba y tuvimos la inolvidable oportunidad de ser escuchados por nuestros hermanos allá.
Por si fuera poco el pastor Javier Sotolongo nos doy la oportunidad de ejercer catedra en el Miami Bible College que él dirige. La transmisión en vivo de los servicios de su iglesia nos permitió llegar con nuestra predicación a muchos alrededor del mundo, incluidos quienes tuvieron la posibilidad privilegiada y muy exclusiva de acceder desde Cuba.
Estamos recibiendo invitaciones para ir a compartir con iglesias y ministerios de otras ciudades y estados como Tampa, Atlanta, Dallas, Carolina del Norte, New York, New Jersey e Indiana. Ya estuvimos en Washington D.C. donde ocurrió una de nuestras más importantes paradas: la visita a la sede de la Alianza Bautista Mundial donde fuimos recibidos por el inolvidable hermano Raimundo Barreto quien dirige allí la Comisión de Justicia y Libertad; y en Oklahoma, donde conocimos a valiosos hermanos, habitantes típicos del no por gusto denominado cinturón bíblico de los Estados Unidos. Damos gracias a Dios por brindarnos la excelente oportunidad de también proclamar su Palabra en esta otra orilla donde también hemos encontrado tanta Cuba presente.
conJavierSotolongo

El ángel polaco que a medianoche apareció cargado de libros y discos de Mozart

El ángel polaco que a medianoche apareció cargado de libros y discos de MozartEra medianoche y Varsovia, mal juzgada, parecía estar tomada únicamente por las juergas, los clubes y los bares. Un grupo de cubanos, embelesados por la magia de aquella ciudad prueba de que la libertad puede al fin elevarse por sobre la pesadilla del comunismo autoritario, no podíamos dormir a pesar de las jornadas intensas de los días, y salíamos a tomar el pulso a la noche varsoviana. Sentados a las mesas junto a la calle de un bar donde un trío no paraba de entonar canciones irlandesas, de pronto, como en una visión, contemplamos acercarse a un personaje como salido de novela.
Un polaco barbudo transportaba de manos una bicicleta cargada de tesoros. La mercancía que pregonaba en la noche no era otra que música clásica y literatura selecta. Mariana Hernández, cubanoamericana que me hizo confirmar que los cubanos del exilio y los de adentro somos el mismo pueblo, salimos a su encuentro para comprobar que en Varsovia, lo mismo de día que de noche, la literatura y la cultura caminan por las calles.
No traía biblias entre sus libros pero al conocer mi interés por conseguir alguna en polaco, me hizo saber que la Sociedad Bíblica no quedaba lejos, y demostrando tenerla entre sus frecuentados sitios, me dibujo hasta el mapa con direcciones detalladas de cómo llegar hasta ella. Y con una sonrisa como solo un ángel polaco sería capaz de emitirla, desapareció entre la noche dejándonos una de las lecciones más justas que hayamos recibido sobre las sorprendentes noches de Varsovia.

Vía crusis de Estación

El 31 de octubre de 1910, un anciano ruso, aparentemente uno más de entre los miles que utilizaban como techo una estación de ferrocarril cualquiera de las centenares que se dispersaban por toda Eurasia, moría de frío en la sala de espera de la hasta entonces desconocida estación de Astapovo. Pero las apariencias suelen engañar porque este frágil anciano no era un simple koljov.
León Tolstoi había logrado arrancarse las cadenas sociales que le clasificaban como conde cuando él sencillamente aspiraba a ser un campesino, y sin que nadie pudiese impedirlo se enfundó unas botas comunes de labriego y se confundió entre ellos. Cual si no bastase su protesta civil se convirtió también en crítico de la «Iglesia Ortodoxa de todas las rusias» por la cual fue excomulgado, iniciando así un auténtico movimiento religioso de seguidores que con pasión inscribieron nombre en las listas de los movimientos religiosos radicales, los tolstoyanos. No tranquilo en manifestar su inconformidad en medio de la realidad en que le tocó vivir reflejó también sus desacuerdos en el universo de la literatura legándonos clásicas novelas con trasfondo autobiográfico como La guerra y la paz, su Ana Karenina, y Resurrección. Y rebelándose también contra la fama irrenunciable de novelista se negó entonces a volver a escribir otra novela, sin tener en cuenta el lamento de media Europa, y se convirtió en comentarista bíblico con hermenéuticas tan originales como la que resultó en La verdadera vida: vida y obra de Jesús de Nazaret. Pero este espíritu libre todavía cargaba cadenas de las que requería liberarse. Nikolaievich parecía a veces olvidarse que no vivía solo y que con sus decisiones arrastraba y afectaba a su alarmada familia. Ni sus hijos ni su esposa estaban de acuerdo en descender voluntariamente en la escala social. No les hacía ninguna gracia tener que abandonar la vida de la aristocracia, ni sentían la necesidad de echar las peleas teológicas del padre de familia. Y cuando al menos se adaptaron a la idea de ser los más cercanos a tan famoso escritor, no pudieron entender su renuncia a dicha fama. Así la vida íntima de Tolstoi se convirtió en agonía y todos los barrotes de la palestra pública que había quebrantado a plena luz parecían reacomodarse para aprisionarle precisamente en el ámbito reservado de su propio hogar, entrando en profunda contradicción esta vez la libertad individual con lo que podría concebirse como la libertad del conjunto familiar. Fue definitivamente aquel 31 de octubre de 1910 cuando se produjo el grito total de independencia del incomparable genio ruso. Stefan Zweig lo describe magistralmente en su selección de Momentos estelares de la humanidad, bajo el título La huída hacia Dios, en forma de guión teatral preparado para ser adicionado a la autobiografía dramática que Tolstoi empezó a escribir en 1890 y que se publicó y representó como fragmento de sus obras póstumas con el título de La luz que brilla en las tinieblas. El biógrafo austriaco lo resume todo al declarar: Por fin, en los últimos días de octubre de 1910, las dudas de veinticinco años se trocaron en resolución, aunque a costa de una dolorosa crisis interior, «su liberación». Después de una dramática lucha en lo más íntimo de su ser y en el seno de su familia, huye para hallar «una muerte sublime y ejemplar, que consagra y estructura el destino de su vida». De esta manera, en una de las millares estaciones rusas de ferrocarril, en medio del frío y en un banco común, el anciano pasó por ser otro indigente y fue llevado por la muerte, a quien hasta tal vez lograra confundir, liberándose de todo y de todos, incluyendo la prisión del propio cuerpo, y demostrando el costo que puede tener la libertad. Su tumba sencilla, descrita con apasionante admiración por el mismo Stefan Zweig, cuando en su obra póstuma El mundo de ayer relata su revelador viaje a Rusia, quizás tuviera ecos y contenga alguna de las respuestas al suicidio años después de este propio escritor austriaco junto a su esposa exilados en la lejana Petrópolis de Brasil.

Salve, Erasmo (II)

La Iglesia no debería pedir sólo para sí aquellos derechos que debería pedir para todo su pueblo. Dagoberto Valdés Hernández.

Todo parece indicar que el Elogio a la locura de Erasmo de Rotterdam conserva toda su vigencia. Buena parte de sus párrafos, así como de sus originales ilustraciones cobraron vida en un contexto aparentemente tan alejado en espacio y tiempo de la Europa de los siglos XV y XVI como aparenta serlo la Cuba caribeña en días como los transcurridos entre el 26 y el 28 de marzo del 2012. De un lado el mundo pudo contemplar a otro de esos generales devenidos en jefe de estado declarar con toda parsimonia, mientras daba la bienvenida al obispo de Roma: «la libertad religiosa es respetada por el Gobierno Revolucionario que yo presido.». De otro lado pudo escucharse al Sumo Pontífice emitir una frase tan magistral como podía serlo teniéndose en cuenta el teólogo que también encarna, tarea a la cual solo debía haberse dedicado: «Dios no solo respeta la libertad humana, sino que parece necesitarla.» Lo irónico es que mientras todo el protocolo cargado de hipocresías y cumplidos tenía lugar en plazas públicas, cientos de oscuros y húmedos calabozos, a lo largo de la isla, se abarrotaban, no de brutales criminales, ni delincuentes conjurados para infringir daño a alguno de los dos políticos octogenarios, sino de personas pacíficas, escritores, artistas, periodistas, y algunos hasta fieles católicos, privados de participar de las misas oficiadas, práctica que tenía lugar por cierto y sigue teniéndolo cada domingo para decenas, si bien no en cifras de centenares como sí ocurrió durante la visita de Benedicto XVI a Cuba. Agregado a todos los literalmente detenidos, otras decenas fueron inmovilizados e incomunicados en sus casas bajo estricta vigilancia. El monopolio de los medios en la isla, incluido la telefonía, aprovechó su injusta hegemonía para extorsionar e incumplir convenios con cientos de sus propios clientes, que fueron así afectados por el mayor operativo tecnológico que haya tenido lugar hasta el momento en Cuba, llevado a cabo por las propias autoridades, y que silenció teléfonos fijos y móviles en lo que se ha dado en llamar Operación Voto de Silencio, ordenada y dirigida por los criminales Órganos de la Seguridad del Estado. De esta manera el desgobierno de Cuba incurrió en la violación de su propia legislación que pisoteó, siempre en detrimento del individuo, al hacer caso omiso de la Ley No. 62/87 de su Código Penal (Actualizado) incluida en el Libro II, Titulo IX, Capitulo 1, Sección Tercera, Articulo 286 cuando se advierte que quien sin razón legítima ejerza violencia sobre otro o lo amenace para compelerlo a que en el instante haga lo que no quiera, sea justo o injusto, o a que tolere que otra persona lo haga, o para impedirle hacer lo que la ley no prohíbe, o a él que por otros medios impida a otro hacer lo que la ley no prohíbe o a ejercer sus derechos, será sancionado a penas de privación de libertad o cuotas de multas según fuere el caso.

Lo más triste de esta historia que ilustra una constante manera de comportarse -más o menos agresiva, más o menos abierta o solapada- de un régimen que viola los derechos de libertad religiosa de sus ciudadanos, es que esta vez se convirtió en cómplice del atropello hasta la mismísima iglesia y a su Papa que no emitieron ninguna condena inmediata a tales maltratos. Afortunadamente ahora conocemos del encuentro del nuevo Papa FRancisco con Berta Soler, líder de las Damas de Blanco. Es de suponer que en algún momento suceda lo mismo en relación a la complicidad que sostuvo Pío XII con Adolfo Hitler de lo que constituye prueba irrefutable aquel cobarde concordato; décadas después tuvo que venir otro Papa, Juan Pablo II, para pedir perdón a nombre de la iglesia. Tanto en aquella historia como en esta y tantas otras, así como se vuelven a suceder las escenas y personajes descritas antaño por el genial Erasmo, se ponen también de manifiesto las atinadas palabras de Dante: «las partes más ardientes del infierno están reservadas para aquellos que en tiempo de gran crisis moral se mantienen neutrales.»